Lo de hoy...
La información nunca está protegida

Perros, cuervos y alacranes

“Perro que come huevos, aunque le quemes el hocico”; “cría cuervos y te sacarán los ojos; “es como colocar alas a los alacranes”; son tres dichos mexicanos que caben muy bien en lo que está sucediendo en Oaxaca con los maestros de escuelas oficiales; sección 22 (CNTE) y sección 59 (SNTE); una orgía de presiones.

Decimos esto, por el alevoso asalto de las oficinas de la sección 59, donde irrumpieron más de 50 miembros de la sección 22; destrozaron el local,  quemaron papelería, robaron más de un millón de pesos en efectivo, se llevaron escritorios, computadoras, sillones, etc.

Más tarde, haciendo alarde de su impunidad, anunciaron –  en una conferencia de prensa dada por uno de los dirigentes de la Sección 22,  Francisco Villalobos – que: “continuaremos éstos actos porque los maestros de la sección 59 nos quitan nuestras escuelas; si esto continúa, seguiremos haciéndolo y culparemos al Gobernador Cué de lo que ocurra” (sic).

El pecado de la sección 59 fue “atender al reclamo de los padres de familia, que nos llevó a dar clases a un Kinder, una primaria y una secundaria” dijo su dirigente estatal Joaquín Echeverría.

Villalobos (secc.22) agregó: “fue represalia de  maestros de la sección 22“ (…….) “seguiremos haciéndolo; no permitiremos que se apropien de nuestras escuelas; ellos pertenecen a un sindicato charro y espurio; culparemos de lo que pase, al Gobernador Cué” (sic).

Por su parte Echeverría (Secc. 59) dijo: “culparemos al Gobernador Cué de lo que suceda”; éstas palabras las hizo después de presentar una queja ante la Procuraduría del Estado.

El Procurador Estatal, aseguró: “se están realizando pesquisas para ver quienes hicieron éste asalto; estamos iniciando una investigación y elaborando una averiguación previa por daños en propiedad ajena, asociación delictuosa, robo y vandalismo” (sic)

Eso se gana Gabino Cué por aceptar el apoyo de la gente de la sección 22 durante la elección que lo llevó a ocupar la Gubernatura a base de denigrar absurdamente a Ulises, su antecesor, a quien le cargaban todo estropicio de maestros.

Eran tiempos de ataque al Gobernador Ulises Ruiz; de echarle la culpa de todo lo malo que pasaba en Oaxaca; de ganar con su maldita coalición (PAN incluido);  decían eufóricos:  “todos vamos contra el PRI; hay qué terminar esa hegemonía que tiene décadas en el poder local” (sic).

Se trata de la misma gente que, según Cué, apoyaba la anterior Administración Estatal; crió cuervos que le hicieron nombrar en puestos estratégicos a gente de confianza de la sección 22; ahora paga sus consecuencias; ambos bandos magisteriales lo acusan; veremos si se salva de esto.

Ultimas Noticias

Toques para Samuelito

Toques eléctricos, de esos de cantina, para Samuelito. Desde hace varios meses, el malabarista de las mentiras en Nuevo León, el gobernador... [Seguir leyendo]