Lo de hoy...
La información nunca está protegida

Margarita de dos aristas

En México un muy elevado porcentaje de la Población Económicamente Activa (PEA) trabaja en la economía informal. Muchas de las actividades que en ella se realizan son ambivalentes, esto es, por una parte resulta un excelente negocio ilícito para el crimen organizado y para las centrales obreras (auténticos primos hermanos), y a la vez es poco productivo para los miles de explotados por estas redes criminales, por lo que, en general, los trabajadores de este sector reciben los salarios más bajos de la economía.

Según estimaciones hechas por la Cámara Nacional de Comercio (CANACO), el 30 por ciento de la economía mexicana opera ya ilegalmente, gravísimo problema para el país y la ciudad si consideramos que el comercio ambulante es comercio ilegal e informal. No paga impuestos, no lleva contabilidad, no hace declaraciones, por lo tanto es muy fácil que sea ideal para los negocios turbios. Negocios a los que le entienden perfectamente este par de primos.

Pero el hecho es que el comercio ambulante también ocupa vialidades que fueron hechas para circular, ya sea en autos o para peatones. Es calle que pertenece a los ciudadanos. Tampoco invierten en adaptar un local para su uso, abaratando por supuesto sus costos, dañando de paso al invisible mecanismo de la oferta y demanda en la renta y venta de locales formales, generan suciedad en la vía pública, inseguridad en los entornos en donde se desarrolla además de robo del fluido eléctrico.

Es así como el ambulantaje causa daños como perdidas de dinero y más que eso fomenta la piratería, pérdida de empleos, aumento de inseguridad, suciedad, molestia de vecinos y locatarios formales, y pésima imagen de las ciudades donde abunda.

Recordemos que en su campaña rumbo a la alcaldía de Monterrey, Margarita Arellanes prometió quitar a todo el ambulantaje del centro, ya como alcaldesa ha demostrado que sus dichos eran muy opuestos a su proceder.

La alcaldesa había mencionado en repetidas ocasiones al cuestionarle sobre esta situación, que ya se estaba trabajando en ese asunto, que había ya girado instrucciones a la Secretaria de Ayuntamiento, Sandra Pámanes, para que tomara cartas en el asunto, pero los resultados no se ven por ninguna parte.

Basta con dar una vuelta al centro de la capital del estado de Nuevo León para ser testigos de la venta indiscriminada de toda clase de objetos: productos milagro, frutas, artículos electrónicos, ropa, zapatos, puestos de comida y mercancía ilegal; y no obstante que se le ha cuestionado de semejante desorden a la alcaldesa, esta ha mencionado que “lo estaban trabajando” y que tenían que llegar a un acuerdo, pues no era sencillo retirar a los vendedores ambulantes de un día para otro, pues, dijo, se tenía que ver por la situación de cada familia detrás de cada comerciante informal. Todavía el mes de enero de este año, el periódico El Porvenir transcribía una declaración de la bella alcaldesa sobre este tema:

“Hay aquí dos aristas, hay una arista de ordenamiento, pero también hay una arista social, entonces no puedes tú decir, bueno, voy a quitar a todos los puesteros, porque es un comercio informal, mas no ilegal, entonces todo eso lo tenemos que ir compaginando, lo tenemos que ir empatando”.

Y remata apelando al falso sentimentalismo al decir estar consciente de que entre el comercio informal había casos muy especiales, donde obviamente el único ingreso familiar, donde se tienen hijos, familiares con alguna discapacidad que dependen de ellos y por lo mismo la importancia de encontrar una alternativa que dé solución a ambas partes.

Más allá de esta postura acomodaticia de la alcaldesa, contraria además a los principios y visiones panistas, pues hace más de 20 años, cuando el PRI era el que ganaba las elecciones para la Presidencia de Monterrey, un clamor del partido Acción Nacional era el retirar a todos los puesteros que invadían la Av. Juárez, pero lo cierto es que la evidencia indica que la informalidad sólo se reducirá cuando el crecimiento real de la economía sea superior al aumento de la PEA, y se reduzca la corrupción pública.

Es verdad que el problema del ambulantaje se agudiza debido a los indicios de recesión económica que estamos viviendo y que como consecuencia, acarrea un fuerte desempleo, de tal suerte que mucha gente está recurriendo viajando a Monterrey y se dedica a lo que puede, esto es al ambulantaje, ya que es la manera de llevarse un sustento a su casa. Además como lo demuestra la alcaldesa, históricamente la visión de los alcaldes de Monterrey no ha sido la de estar en contra de los vendedores ambulantes, sino de procurar su amontonamiento, prefiriendo buscar un lugar donde ellos estén vendiendo sus productos.

En gran medida la solución a la informalidad se encuentra en el crecimiento real de la economía, sin embargo, la creación de fuentes de empleo se da en industrias competitivas en el sector exportador por lo que el actual porcentaje de creación de empleos no es suficiente para absorber a la PEA.

La economía informal en Monterrey no es un fenómeno nuevo.  Su crecimiento se asocia al crecimiento de la población, el escaso crecimiento económico nacional, corrupción gubernamental y crimen organizado, pues no se generan en el sector formal los empleos que la gente demanda. Además que en situaciones de crisis, la economía informal tiende a incrementarse, pues la escasez de fuentes de trabajo obliga a las personas a emplearse en estas actividades.

Se estima que en el ámbito nacional los establecimientos del comercio formal crecen a una tasa promedio anual de 9.8%, mientras que los puestos ambulantes crecen a una tasa de 13.6% promedio anual.

Lo anterior significa que de mantenerse este ritmo de crecimiento del ambulantaje, en un futuro cercano el número de puestos ambulantes superará el de los establecimientos formales del comercio.

Finalmente, mientras la crisis económica continúe, y tengamos autoridades municipales débiles, medrosas, y timoratas ya sea por miedo o incapacidad, la informalidad será una constante que seguramente no se reducirá con crecimientos modestos de la economía, pues la población sigue creciendo, sigue llegando a esta ciudad en busca de oportunidades de subsistencia, y con ello demandando fuentes de empleo.

wagova71@hotmail.com

 

Ultimas Noticias

Debate y posdebate

En el Mirador de Monterrey, Cienfuegos y Zambranorumian, por adelantado, su derrota. Después de la encuesta donde Claudia Sheinbaum aventaja a Xóchitl... [Seguir leyendo]

Nadie ganó

Había prometido no hablar del aburrido debate en lo que a desarrollo se refiere y seguiré con mi actitud, pero lo que... [Seguir leyendo]