Lo de hoy...
La información nunca está protegida

Jefe político

Tags:
Por: Omar Elí Robles
He insistido… y lo sigo creyendo, en que el problema del Gobierno de Rodrigo Medina es eminentemente financiero.
Junto con la crisis interna, la crisis externa es durísima.
El tema financiero recala en la falta de pago a empresas locales de todos los tamaños… al no pagar genera problemas financieros para sus proveedores que no pueden pagar sueldos ni cumplir compromisos.
El sector público genera en Nuevo León, algo así como el 40 por ciento del flujo económico, por todas las vías en que se mueve.
Cuando el Gobierno del Estado retiene ese flujo… o lo canaliza a otros destinos… la cosa truena, como ha empezado a tronar.
En estas condiciones, el problema financiero tiende a convertirse en político… y es cuando ya no tiene remedio.
Si me preguntan, que no lo harán… me parece que Nuevo León en su gobierno, requiere ordenar su aparato financiero.
Y mientras tanto, consolidar una jefatura política que ahora mismo no se da.
Es cierto…
Debe buscar ser el único conducto para que fluyan los recursos federales… pero también debe reconocer que las administraciones municipales no tienen por qué regalarles confianza de que ahora sí les van a cumplir, es decir, que no van a escamotear de nuevo el dinero que les corresponde.
Aquí es donde se necesita al jefe político…
Ese papel que Álvaro Ibarra debe tomar, entra ahora en la fase de la mano izquierda.
Es decir, no es hora de imponer a los alcaldes un camino… ni de jugar a las vencidas con los diputados federales.
Álvaro tiene todavía la onza de oro y se me hace que es hora de cambiarla.
Es decir, juntarse con alcaldes y con diputados… convencerles de que por definición e institucionalidad, el recurso debe pasar por Cantera…
Debe convencerles y dar prueba de ello, en el sentido de que ahora sí, el recurso va a fluir… Debe juntarse y pedir consejo con los diputados federales… las senadoras… que parezcan un equipo.
Se necesita mucha fuerza…
Mucha convicción… mucha capacidad.
Álvaro debe tener esa capacidad, de otro modo no estaría allí.
Espero que quiera ponerla en funcionamiento.
A nadie conviene un gobierno débil…
A nadie conviene un gobierno impositivo…

Ultimas Noticias