Lo de hoy...
La información nunca está protegida

Súper Copete

Tags:

Por Ilich Cuéllar: 

La vida de este país pende de un hilo. Económica y políticamente estamos en las ruinas. De la seguridad mejor ni hablamos. Cuando estamos al borde del precipicio, ha aparecido una luz de esperanza ¿Qué es? ¿Es un pájaro? ¿Es un avión? ¿El fin de la violencia? ¿Una reforma laboral digna? ¡¡¡No!!! ¡¡¡Es Súper Copete!!!

Así es noble pueblo de México, ese es el alter ego que desde la semana pasada el flamante presidente electo de esta nación, Enrique Peña Nieto, ha asumido en su gira por Europa. Este viaje lo ha llevado por Alemania y España, faltando por visitar Inglaterra y Francia ¿y para que les voy a mentir? He respirado de alivio al ver a Súper Copete al lado de Angela Merkel, la todo poderosa Emperatriz de Europa disfrazada de Canciller de Alemania, pintando un México que en mundo idílico, es un paraíso. Qué decir de su reunión con los empresarios teutones, escuchando de boca de Peña Nieto, los múltiples beneficios de la relación comercial entre los dos países.

Definitivamente Súper Copete es, aparte de heroico y poeta (por imaginativo), todo un divo. Ha decidido no usar sus poderes sobre naturales, ya que lleva toda una pléyade de cortesanos que lo acicalan, le preparan los discursos y hasta le prestan el avión presidencial para el pase transatlántico. Ese Felipillo, es un cuate a todo dar, un buen compañero en la lucha contra el mal.

No importa que tan delicada la situación económica en esta nación de la raza de bronce, ni lo apremiante que sea el panorama de las finanzas españolas, Súper Copete ya lanzó su mensaje de salvación universal, proclamando que SU gobierno, a partir del próximo 1 de diciembre, implementará medidas para fortalecer la fuerza laboral mexicana y que a su vez, estas mismas medidas ayudaran a sanar las heridas arcas de la Madre Patria. Hasta el insípido presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, respiró aliviado. Dios mío ¿Por qué dudamos tanto de el?

Muero de ansias por ver al Salvador de este país, en París, dialogando y haciéndole sombra a François Hollande, presidente de Francia, de extracción socialista. Con seguridad les digo que su figura será eclipsada por Peña Nieto y su valeroso copete.

A pesar de que ya pasó casi mes y medio, desde que la Suprema Corte le dio el acta que lo avala como Presidente Electo de los Estados Unidos Mexicanos, el Delfín de Atlacomulco, ya solucionó todos nuestros problemas, apoyando la infame reforma laboral (teniendo como cómplice al presidente Calderón y al senador Javier Lozano) y abogando por la privatización de PEMEX. Por cierto, en Alemania primero dijo que era “urgente” el cambio en las leyes para permitir la entrada de capital privado a la paraestatal, para después decir en España que no permitirá una privatización de la empresa, “solo” la abrirá a inversionistas privados, lo cual provocó las delicias de los dueños de Iberdrola y Repsol, monopolios energéticos presentes en toda Latinoamérica. Ósea “si pero no, no pero sí”.

De verdad no es prioridad para el país, la falta de de estrategias de seguridad, medio ambiente, educación, cultura, la crisis alimentaria, empleo, etcétera. No importan cuántos muertos se registren de aquí al traspaso de poderes presidenciales, ni cuántos niños mueran de hambre y cuantas personas pierdan su trabajo. Con la llegada de Súper Copete a Palacio Nacional, todos los problemas de índole nacional (en una de esas hasta mundial) se resolverán, trayendo prosperidad a México y el mundo, por los siglos de los siglos.

Si yo fuera el Capitán América, me preocuparía por mi puesto dentro de Los Vengadores.

Ultimas Noticias

“Fufo” vuela

La Muerte, como personaje, es muy familiar para los mexicanos. ¡Algunos hasta la han santificado! No me atrae ese culto, porque implica... [Seguir leyendo]